¿Qué necesitas? Búscalo aquí

sábado, 3 de septiembre de 2016

Y de nuevo... Pero cambié (One-shot)

Antes de empezar la historia, deciros que podéis encontrarla también aquí: https://www.wattpad.com/163026360-y-de-nuevo-pero-cambi%C3%A9-oneshot-y-de-nuevo-pero

Ahora sí, la historia:

Y de nuevo... Pero cambié (One-shot)
Me despierto, como cada día, libre de sueños, libre de pesadillas, libre de dolor. Sonrío, aunque noto que algo falla. No me importa. Voy a la cocina e intento cocinar algo simple, tortitas. Cuando logro hacerlas, me asaltan los recuerdos. Ambos comíamos mis tortitas todas las mañanas de los sábados... Y hoy es sábado. Hacía tiempo que no te recordaba. Aunque no me disgusta, al contrario, me reconforta. Aquel descubrimiento me libró del dolor de haberme dejado. Aunque ahora añoro ese pedazo de amor que enterrado salía cuando te recordaba y me hacía llorar. Pero al menos, ya no sufro por ti.

He decidido que saldré a dar un paseo. Estoy feliz, hace un buen día. Camino bajo los árboles, estoy con aquel abrigo que me regalaste. Es otoño y las hojas caen. Me encanta la caída de hojas desde la instalación. Es precioso. Me quedo mirando los árboles cuando veo una hoja caer. Parece que cayera del cielo y no de un árbol y sonrío. De nuevo, me vuelvo a acordar de ti. Apenas recuerdo por qué me dejaste, pero aún así, recuerdo cuando recogías un montón de hojas y nos tirábamos encima. Era divertido. Sigo caminando y veo una cafetería. Desde la instalación de La Máquina, no me han atraído mucho las cafeterías, pero aún así, hoy me apetece entrar y tomar algo.

Al entrar, escucho el tintineo de las campanillas que cuelgan del techo. El lugar parece acogedor, y aquel asiento en la esquina me reclama, aunque no sé cómo lo siento. Me siento en la parte que da al cristal y miro por la ventana. Veo niños jugar y sonrío ampliamente. Al coger la carta, mis ojos van directos a una taza de chocolate caliente. Intento mirar más cosas, pero lo único que me llama la atención es el chocolate, así que pido uno.

Cuando me traen el chocolate, tomo un sorbo. Riquísimo. Vuelvo a mirar por el cristal y al volver a ver a los niños, digo en voz alta: "¿Te imaginas que fuésemos padres?" Al instante veo que tontería acabo de decir y que he hablado con el aire. Aunque algo me ha hecho decirlo. Estornudo. Busco en los bolsillos algún pañuelo para limpiarme, pero topo con algo duro y frío. Lo saco. Es... un anillo. Nuestro anillo. Nuestra alianza. Por dentro lleva grabados nuestros nombres y la fecha de nuestro aniversario. Que coincidencia. Es hoy. Pido que me cambien el chocolate para llevar y entonces recuerdo que pasó aquí. Aquí nos prometimos casarnos. Sonrío y recojo el chocolate. Guardo el anillo en el bolsillo de nuevo y salgo a la calle.

Tras varios minutos andando sin rumbo, me acerco a tirar el vaso donde iba el chocolate en una papelera. Cuando voy a irme, leo algo que me hace parar. Cementerio. Hasta aquí me han llevado mis pies. Es raro. Sólo recuerdo haber venido una vez, mucho antes de La Máquina No Amor No Dolor (LMNAND). Me pica la curiosidad por saber quién anda por allí. Y entro.

Después de un rato paseando, me paro. No sé por qué, pero siento una atracción por una de las tumbas. Me acerco. Cuando leo el nombre, noto que algo va realmente mal. La Máquina falla. Vuelvo a sentir dolor y amor. En la lápida, está tu nombre escrito. Lloro, como nunca antes lo había hecho. Ahora recuerdo por qué me dejaste. Ahora lo recuerdo todo. Y todo viene con emociones incluidas.

Después de un rato estando a su lado, acabo recordando lo que dijo el técnico que puso La Máquina: "No creo que eso te aguante mucho. En verdad le amabas. Se romperá por amor. Pero no te preocupes, tenemos más." Querido técnico, tenías razón. Pero te equivocaste en algo. Hoy de nuevo me levanté como siempre. Pero cambié. No quiero dejar de sentir amor y dolor. Quiero sentir la realidad, lejos del "paraíso" que La Máquina nos da. Acaricio la tumba y en ese momento un viento se levanta. "¿Aún estás aquí, eh? Te amo." "Te amo" me susurra el viento. Y una última lágrima cae justo encima de la tumba. Y desaparece.

1 comentario:

Cami Shinzo dijo...

Tstststs Is Is Is
Es mejor de lo que esperaba >:'3
Me ha gustado como narras y me ha inspirado la verdad. <3
Espero que publiques más one-shots que se me han terminado xDD.
UN BESO Y SIGUE ESCRIBIENDO