¿Qué necesitas? Búscalo aquí

domingo, 20 de febrero de 2011

El bello durmiente

Este es un trabajo que ha tenido que hacer mi hermano. Es el cuento de "La bella durmiente" pero la tenía que hacer de "El bello durmiente"



Aquí os dejo este cuento:


El bello durmiente

Hubo una vez un rey y una reina que deseaban mucho tener hijos. Después de un largo tiempo, la Reina dio a luz a un niño.Tenían tanta alegría que la reina anunció una gran fiesta para el bautizo. Como padrinos del pequeño Príncipe, invitaron a todos los hados que encontraron en el reino, en total siete. La Reina le dio a cada hado un beso y un cofre con rubíes y oro. Los hados le dieron al Príncipe un poder mágico cada uno.


1. Podrás volar.

2. Andarás por el agua.

3. Te teletransportarás.

4. Podrás ver a través de las paredes.

5. Leerás la mente.

6. Podrás hacer levitar los objetos.


De pronto entró un hombre en la sala. ¡oh! Era el hado malvado, desaparecido desde hacía mucho tiempo.

- ¡Se han olvidado de mí, el hado Malujo! - dijo muy furioso, y lanzó un hechizo contra el Príncipe - ¡A los dieciséis te tropezarás con una piedra minúscula y morirás!


Y el último de los hados buenos, que no había dado su poder mágico dijo, con voz ronca.

  • En vez de morir te dormirás y perderás la memoria hasta que después de cien años aparezca una princesa valerosa e inteligente venga y te salve con una operación quirúrgica.


La Reina, asustada, ordenó que destruyeran todas las piedras minúsculas del reino.


Cuando el Príncipe cumplió los dieciséis años, cuando parecía que nada iba a pasar, el hado Malujo, disfrazado de payaso, puso una piedra minúscula en el suelo.

Entonces, el Príncipe se tropezó y se durmió.

La Reina trasladó al Príncipe a una camilla del hospital del castillo. Entonces, el Rey llamó al hado bueno que, al ver la tristeza de la Reina dijo:

  • Para que el Príncipe no duerma solo, toda la gente del castillo dormirá hasta que despierte el Príncipe.

Después de estas palabras todos empezaron a dormir y un bosque cubrió el castillo.


Así pasaron los años hasta que un día, una valerosa e inteligente princesa que volvía de una guerra vio que el bosque se abría y que había un castillo.


Cuando la princesa vio al príncipe y vio que en un cartel ponía “Hazme una operación quirúrgica y tendrás la felicidad “ .

La princesa le hizo la operación quirúrgica y todos los del castillo despertaron, celebraron una gran fiesta por despertarse y por la boda.